La educación física es esencial para el desarrollo del pequeño, estimo que en nuestro país se debe facilitar más esa materia porque aporta valores como el colaborar en equipo y la convivencia en competición, valores que resultan elementales en el formato de vida vigente para nuestro crecimiento personal. El deporte nos permite esmerarnos y combatir con los demás, dos de los atributos precisos para convivir en este planeta capitalista.

Los americanos que se consideran como los fundadores de este sistema inculcan a sus progenitores en sus colegios y universidades con un alto % de materias programadas a la gimnasia, construyendo equipos de todo tipo de juegos que pugnan con el resto de colegios ocasionando una competencia sana. Quizá eso prodría ser la causa del crecimiento de las rentas de la sociedad pues los inculcan para ser empresarios y avezados y ni siquiera para depender de la administración como ocurre en diversos países de Europa donde bastantes de sus ciudadanos a lo único que aspiran son en convertirse funcionario para currar solamente en calendario de matinal.

Si conseguimos disputar en este universo pues las bases que nos han sancionado son estas necesitamos transformar el sistema educativo y también incentivar el deporte no solo en las escuelas de primarias e institutos, además en los centros universitarios donde desmotiva absolutamente la actividad física. Tendríamos que dedicar más recursos a los diferentes deportes en la universidad fomentando las competiciones deportivas y que el desarrollo de dicha participación tenga un premio para el alumno en forma de ayudas ó rebajas en las matrículas universitarias que han incrementado su coste estos últimos tiempos por los limitaciones estatales.

En el ejemplo que me pongo a recordar mi niñez, estimo que en mi 1ª etapa estudiantil, en el centro educativo de educación primaria, conseguía realizar más deporte que en las épocas siguientes, había distintos grupos tanto de fútbol, como baloncesto en todos y cada uno de los colegios de mi ciudad que pugnaban durante el transcurso del curso escolar y después el campeón local de las variadas disciplinas deportivas pugnaba con el campeón de las otras poblaciones dejando un campeón provincial. Dichas competiciones se efectuaban con múltiples equipos de diferentes edades para resarcir los encuentros deportivos.

Para los hijos de los distintos colegios se trataba de un honor pertenecer al equipo de su colegio y entrenar con los otros rivales de los algunos centros escolares. Se promovía el trabajo en grupo entre otros valores esenciales para nuestro desarrollo como personas.

Además me acuerdo que cuando pertenecemos a la edad de catorce años más ó menos, tuvimos que trasladarnos del instituto al instituto de educación secundaría las botas de futbol y todas estas ligas desaparecieron lo exclusivo que había era una asignatura que le llamaban deportes, en la cual te podías hallar profesores de todo tipo, desde el tradicional vago que nos llevaba a las instalaciones deportivas y nos proporcionaba variados esféricos de basquet y football a fin de que pasáramos el tiempo a lo largo de la hora que duraba la clase hasta la característica señorita que aquello de marchar al aire libre a jugar a ciertos juegos no le gustaba y nos obligaba en el gimnasio de deportes indoor a ejercitar demostraciones deportivas de gimnasia física, diversos de mis contendientes ocasionado por su talla y estructura le es bastante bien difícil desarrollar tal actividad, pudiendo lesionarse físicamente en determinados ejercicios.

Asimismo, en último punto, que en el momento que conseguí el nivel universitario y necesité recurrir a variar de centro educativo me dí cuenta que la actividad física permanecía desaparecido totalmente de las asignaturas obligatorias, que si deseabas desarrollar algún ejercicio debías de ser uno mismo el que buscaras esa alternativa dentro ó fuera del pabellón universitario de lidersport. Lógicamente existía necesidad de ubicaciones competitivas en la Universidad para poder servir a los requerimientos deportiva de todos los alumnos que estaban matriculados en estos lugares, hablamos de universidades públicas no privadas.

Termino mi post elaborando una proclama de que necesitamos preparar dicho punto dentro de la modificación en la educación, promoviendo el consumo del ejercicio en las universidades donde no hayamos nada , ni materias ,ni competiciones de futbol ó balonmano u otros deportes, menciono a estos 2 deportes porque pueden ser los más demandados a nivel nacional y los más continuados por todos, hecho que han erigido a los profesionales del fútbol en estrellas mundiales con lo cual no estoy conforme, pero ello es para comentarlo otro día.